lunes, 9 de diciembre de 2013

Protocolo de seguridad en quirófano

Con el fin de evitar incidencias en cuanto al material que se utiliza durante las intervenciones quirúrgicas se realizan una serie de recuentos del material:

-Primer recuento; lo realiza la persona que empaqueta los artículos en unidades estandarizadas para su esterilización. Si es una presentación comercial este recuento lo hace el fabricante.

-Segundo recuento; los enfermeros instrumentista y circulante e incluso con la colaboración del cirujano, cuentan juntos todos los paquetes antes de que comience la intervención quirúrgica. Estos recuentos son el punto de partida para los siguientes recuentos. La enfermera circulante anotará inmediatamente el número de artículos de cada tipo en el registro. Los paquetes adicionales de cuentan en lugar aparte lejos de los ya contados, por si fuera necesario repetir el recuento o desechar el artículo. El recuento no debe interrumpirse, además si debido a una interrupción, un despiste o alguna otra razón, dudamos que sea correcto, se repite.

-Tercer recuento; antes de que el cirujano comience el cierre de una cavidad corporal o de una incisión grande o profunda, hay que realizar recuentos en tres áreas;
1.- Recuento del campo: esta área es la primera que debe contarse para no retrasar el cierre de la herida y prolongar la anestesia. Cuenta el instrumentista.
2.-Recuento de la mesa; instrumentista y circulante cuentan juntos todos los artículos que hay sobre la mesa del instrumental y la mesa de Mayo, mientras cirujano y ayudante pueden estar cerrando la herida.
3.-Recuento del suelo; el enfermero circulante cuenta las compresas y demás artículos que se han recogido del suelo o se han salido del campo estéril. Estos recuentos deben ser verificados por el enfermero instrumentista.
El enfermero circulante totaliza los recuentos del campo, de la mesa y del suelo. Si el segundo y el tercer recuento coinciden, el instrumentista le indica al cirujano que los recuentos son correctos.

-Cuarto recuento ó recuento final; en ocasiones, se realiza un recuento final al cerrar el tejido celular subcutáneo o la piel. Sólo se le debe notificar al cirujano que un recuentro es correcto cuando se haya terminado de contar físicamente, con números de forma sucesiva. Este recuento se realiza para verificar los demás recuentos. Luego el enfermero circulante documenta en el registro del paciente qué se ha contado, cuántos recuentos se han realizado y por quién, y si los recuentos son correctos. Si se retiene intencionadamente alguna gasa o compresa para hacer un relleno (taponamiento) o si un instrumento tiene que permanecer junto al paciente, también debe documentarse en el registro del paciente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada